Esta es la primera grabación de un eclipse solar, filmado en 1900.

119 años después de la grabación del eclipse por parte del británico Nevil Maskelyne, la Real Sociedad Astronómica junto al Instituto Cinematográfico Británico (ICB), han reparado la filmación fotograma a fotograma y la han restaurado en calidad 4K.

La filmación tuvo lugar el 28 de Mayo de 1900, cuando Maskelyne estaba en una expedición en Carolina del Norte, organizada por la Sociedad Astronómica. Ese fue el segundo intento del británico de filmar un eclipse solar después de que le robasen las imágenes en un viaje a la India en 1898. Para lograr captar el fenómeno, utilizó un adaptador telescópico especial para su cámara.